atienza.info  

INDICE LA VILLA HOSTELERÍA RUTAS GEOGRAFÍA HISTORIA
LA CABALLADA ENLACES VARIOS INICIO PORTADA PRESENTACIÓN

www.atienza.info

Flora de la zona. 

SITUACIÓN

En esta zona nos encontramos con vegas altas y frescas que ofrecen cultivos de trigo y cebada. Abundan las zonas de pastizales y también los montes. Entre estos últimos los autóctonos, en los que predomina el roble y el enebro, y los de repoblación, en los que lo hace el pino.

En conjunto podemos hablar de pinares, robledales y encinares. Estos últimos muy reducidos y muchos de ellos convertidos en monte bajo o en zonas de matorral. La mayor parte de los pinares, como ya se ha dicho, son de repoblación. También hay zonas de pastizales. 

Merece mención en la zona el Hayedo de la Tejera Negra, en el término de Cantalojas, que es el hayedo más al sur de Europa.
El hayedo de la Tejera Negra fue declarado declarado Parque Natural y merece ser recorrido a pie para admirar no solamente los escasos ejemplares de hayas, robles y avellanos que conserva, sino especialmente por sus espléndidos paisajes serranos. Para más información sobre el Parque Natural de la Tejera Negra visitar en esta web la Ruta de la Tejera Negra.

Hay que mencionar también la riqueza setera de la zona, en la que se encuentra con facilidad: Nízcalos, seta de cardo y boletus edulis, amén de otras variedades para recolectores más entendidos.

ACCESOS
RELIEVE
CLIMA
AGUAS
FLORA
FAUNA
ECONOMÍA
POBLACIÓN
TRADICIONES
PUEBLOS
 
 
 
 
 
 
 
 

En conjunto podemos concluir que la principal especie arbórea de la zona es el roble (quercus robur), al que también se le llama rebollo, melojo y marojo. De ahí los frecuentes topónimos como "El Rebollar", "El Marojal", etc. El roble tiene importancia por ejercer una acción basificante sobre los suelos predominantemente ácidos de la zona, también compacta y densifica el suelo evitando su erosión. No crece por encima de los 1500 ó 1600 metros. Tuvo utilidad como alimento para el ganado, como material de construcción y como carbón vegetal.

La otra principal especie autóctona es el enebro (juniperos oxycedrus). Puede alcanzar alturas máximas entre los 3 y 5 metros pero muchas veces se presenta en el tamaño de un arbusto. Es muy resistente a la sequía y a las bajas temperaturas. Crece en alturas de hasta 1600 metros.

Otras especies abundantes en la vegetación son los arbustos: brezal, genista, piorno, gayuba, escoba negra, retama y helechos, aparte las plantas aromáticas tan importante para las colmenas de la zona.

Colmenas en tronco de árbol tapadas con una pizarra.

arriba